9 abr. 2014

Entrevista con JORGE VALVERDE

Aunque ya hace mucho que trabajas en el mundo de la música, ¿podrías hacernos una breve introducción?

Soy básicamente un tipo que escribe canciones y las toca que, con los años, solo y acompañado, ha ido aprendiendo a pulirlas, a producirlas y a presentárselas mejor al público. Es como un artesano que va a prendiendo su oficio con los años, en 20 seré cojonudo.

Bienvenido Mr Hyde, segundo trabajo en solitario tras tres años… ¿cómo ha pasado el tiempo de un proyecto a otro? 

Realmente este trabajo empezó a gestarse inmediatamente después del anterior, quería un disco con un concepto distinto,  Destrozos salió en 2011 y Bienvenido en 2014, son los plazos con los que seguiré trabajando. Un disco cada dos o tres años, siempre que tenga algo que contar.

En tu música hay una clara influencia del clásico rock español, y argentino, pero también hay mucho pop e incluso canción de autor ¿cuáles son tus principales referencias musicales en este sentido?

Muchas y variadas, desde los Rolling Stones hasta Nacho Vegas, mucho rock Argentino (Calamaro, García, Páez, Indio Solari, Soda estéreo), mucho folk (Dylan, Neil Young, Cohen), mucho rock de autor español,(Lapido, Bunbury, Quique González)… me encanta David Bowie.

El sonido de uno siempre es la suma de muchas cosas que se reciben, hay que intentar ser receptivo y coger todo lo que recibes.

En cuanto al sonido y la producción de este disco, se aprecia un resultado más natural, más fresco, sin aditivos… ¿cómo ha sido esta parte del proceso y quiénes han sido los responsables?  

Yo sabía que quería un sonido más natural, más limpio, tenía muy claro el disco que quería hacer, por eso tuve muy claro cuando nos conocimos que Andreu Muntaner era el tipo indicado para la producción, con la colaboración de Toni Marmota que participó en las mezclas y se encargo del mastering.

Fue vital el equipo de músicos que grabó el disco conmigo: Pablo California es un batería muy en sintonía con lo que me gusta, muy bueno, muy técnico y con mucho talento; Miguel Sanguesa es una esponja que aprende enseguida todo lo que le entra y fue básico con su sentido del humor en el ambiente, tanto de los ensayos como de la grabación; Dani Crespo es el talento natural, la facilidad de inventar melodías que tiene es tremenda, además de ser mi amigo y estar siempre remando en mi barco, aunque muchas veces las tormentas han sido insoportables. Todo esto estuvo adornado por los teclados de Bea García que siempre sabe qué hacer en los temas y es la eficiencia en persona, y por la dulzura y la profundidad del chelo de Rocío Navarro Davila en 'Bienvenido Mr Hyde'.


2 abr. 2014

GREY CITY PASSENGERS + LOS GALERNA (29/03/2014, Berlin)

El último sábado de marzo nos reunimos con viejos amigos del rock en el Clash de Berlín para conocer a tres bandas locales emergentes: TILIDIN, GREY CITY PASSENGERS y BELLA WRECK, y tomar el pulso al directo del último disco de LOS GALERNA.

Con muchas ganas y cargados de ilusiones, llegamos con el ocaso a este antro del Kreuzberg que tanto nos gusta. Tras abrazos y reencuentros empezaba la función, pero antes de entrar en materia debemos advertir a los lectores de que el trabajo de sonido fue tristemente pésimo, no sabemos si el técnico tenía un mal día o había enfermado y mandado a un sustituto sin idea alguna; lo que sí sabemos es que perjudicó gravemente las actuaciones de los cuatro grupos y que la sala ha sonado a lujo en ocasiones anteriores. En estas condiciones, difícil estaba ver el brillo de las bandas y aún más soportar el concierto entero de algunas que, por añadidura, tampoco guardaban muchos ases en la manga. Es el caso de Tilidin, que nos parecieron más ruido y pintas que otra cosa, e incluso de Bella Wreck, quienes daban la sensación de repetir una y otra vez los míticos acordes de la historia del rock. Aunque dadas las circunstancias y puesto que odiamos hablar mal de bandas que están empezando su camino, preferimos que juzguéis vosotros mismos en próximas ocasiones y limitar nuestra crónica a los dos grupos que consiguieron hacernos olvidar los tremendos fallos de sonido. Eso sí, compartimos uno de los pocos documentos audiovisuales de la noche...